30 de junio de 2014

Carta abierta a los y las aspirantes a esta asesoría

Hace ya algún tiempo que a algunos/as compañeros/as y amigos/as anunciaba mi intención de que este curso 2013/14 fuera mi último año como asesora de formación, incorporándome en septiembre a la docencia en el centro donde tengo mi destino, el IES Ángel de Saavedra, de Córdoba.  

Las razones que me han llevado a no presentar proyecto para renovar mi plaza de asesoría son varias: la principal y casi la única es mi deseo de volver al aula, volver a impartir docencia, poniendo en práctica lo que a lo largo de estos años he aprendido, resultado de la labor de asesoramiento al profesorado, de mi propia formación, así como a través de las buenas prácticas de compañeros/as. 

He considerado que la vuelta a la docencia es un gran beneficio para mí pero tampoco puedo obviar el convencimiento que siempre he tenido acerca de los cargos en la administración. Éstos nunca debieran perpetuarse.
Opino que un CEP, como otras instituciones, ha de estar en proceso de renovación constante. Que entre gente nueva, con la experiencia docente reciente, con esa “frescura” del aula, aportará savia nueva, formas distintas de hacer las cosas, perspectivas diferentes sobre lo que es necesario, lo que funciona en un centro, lo que se puede mejorar, lo que, a todas luces, es inviable, y, sobre todo, lo que profesorado y alumnado necesita para llevar a cabo la necesaria mejora educativa.

Por todo ello, estimo que a poco que una asesoría haya sido activa, ocho años dan bastantes oportunidades para desarrollar planes de actuación de peso y calado para la mejora de las competencias docentes y, por ende, de los resultados académicos del alumnado a través de la formación del profesorado.

Considero necesaria una experiencia docente “fresca” para que las aportaciones de todos/as en el contexto educativo sean relevantes y para que tengan la misma referencia para todos/as. ¿Qué experiencia docente reciente se puede aportar o ser referente de buenas prácticas si se llevan años fuera del aula? 

Es mi deseo dejar la siguiente carta a las personas que han optado a la plaza del Ámbito Lingüístico del CEP de Córdoba:


Querido/a aspirante a la asesoría,

Quiero en primer lugar agradecerte que hayas considerado presentar tu proyecto de asesoría de formación al Centro de Profesorado de Córdoba. 
Tu iniciativa personal y profesional de compromiso con la formación del profesorado refuerza el sentido y la labor de esta institución.

Es una suerte para el CEP que vengas con muchas ganas e ilusión, con nuevas ideas y perspectivas para la formación. Tus aportaciones van a enriquecer el desarrollo del trabajo realizado desde las asesorías, pues no están asentadas en la rutina de la formación, sino que serán aportaciones desde el punto de vista de un/a docente recién llegado del aula y con conocimiento de primera mano sobre el tipo de enseñanza que el alumnado de nuestros centros demanda, sobre cuáles son las carencias del profesorado y cómo mejorar sus competencias profesionales.

No me cabe la menor duda que tu proyecto de asesoría es muy personal, que tus propuestas se basan en la realidad docente y que habrás desarrollado un plan basado en el trabajo en equipo; pues bien, permíteme que te aconseje que aprendas de tus compañeros/as, pero que te tomes tu tiempo para discernir lo que es claramente trabajo en equipo, de lo que son iniciativas individuales no coordinadas con el resto de las asesorías, trabajando coordinadamente con claras directrices de organización dentro de un equipo. 

No tardes en deshojar la margarita y establece vías para la necesaria coordinación, para el análisis conjunto de las propuestas de actividades de formación dirigidas a los distintos colectivos, para el debate con el resto de asesorías sobre los planes de formación del profesorado según zonas con el objetivo de conocer sus carencias formativas, de diseñar su formación y de asesorarles. Dedícale tiempo también a conocer lo que se hace en otros centros, no sólo los de tu referencia, otros grupos de trabajo y formaciones en centros con buenos resultados, prácticas de referencia, etc…  
Que el trabajo en equipo sea determinante para llegar a buen puerto, no quita que mantengas tu individualidad, que te intereses en conocer lo que necesitan tus compañeros/as de idiomas en los centros, bilingües o no, que tengas tu propia visión de la formación para este colectivo y que demuestres tu responsabilidad y profesionalidad en tu propuesta de acciones formativas. 

Sé original, innova, no copies modelos y actividades formativas que ya quedaron superados. No te conformes en hacer cosas porque “siempre se han hecho así”. Es la peor razón que conozco para el inmovilismo y la perpetuidad de los mediocres.

Haz todo lo posible por integrar la formación del docente dentro de su centro. La originalidad en la propuesta de actividades de formación, el número de inscripciones o las valoraciones de una actividad, tienen escaso valor si no van acompañadas de un cambio real en el aula. Iniciativas de formación puntuales y aisladas no conducen a la mejora educativa generalizada.

Se que vas a disfrutar de esta nueva etapa profesional. 
La “flexibilidad” de horario del que habrás oído hablar, te permitirá atender tus asuntos; si bien, con el tiempo descubrirás que esa flexibilidad no hace más que alargar las 30 horas semanales de trabajo en el CEP.

Anécdotas también podrás guardar: desde el ponente que te pide que le lleves la maleta, a lo que debes hacer oídos sordos, hasta los que no saben enchufar su portátil o te dejan la actividad pendiente de otro ponente cuando ya has publicado todos los detalles, pasando por los que te traen algún regalo, los que no saben cómo agradecerte las gestiones que has tenido que hacer, los que te escriben para darte las gracias por la atención recibida, el alojamiento, la recomendación de algún restaurante, o para decirte que han utilizado algún detalle de tu conversación con ellos para ilustrar un capítulo de su libro. Esto último me ocurrió con Daniel Cassany.
 
Sé que vas a ser tan afortunado/a como lo he sido yo, pues la labor asesora me ha permitido conocer distintos ritmos y estrategias de trabajo en los centros. También he conocido a mucha gente interesante, grandes oradores, pero también, más importante aún, profesores/as totalmente implicados en su profesión y con verdadera vocación por la enseñanza. Compañeros/as que han sacado de sus momentos de ocio, tiempo para elaborar materiales, diseñar secuencias y unidades didácticas, que han asistido a jornadas para formar posteriormente a sus compañeros/as y que, generosamente, han dispuesto de su tiempo para colaborar conmigo en la formación. 

Sólo me queda desearte suerte en la defensa de tu proyecto. Yo la tuve y desempeñé durante ocho años la labor asesora; y la vuelvo a tener ahora pues tengo un nuevo e ilusionante proyecto: el de mi vocación docente. 

Vuelvo al aula con la satisfacción de haber ayudado y asesorado a los compañeros/as de profesión. Creo que he desarrollado un trabajo útil que ha sido reconocido no sólo por los compañeros y compañeras con los/las que he trabajado de forma más cercana sino también por las personas que han visitado este blog de asesoría; a todas ellas les agradezco que en estas últimas semanas me hayan trasmitido su deseo de que continuara en el CEP.

Querido/a candidato/a, te reitero mi deseo de que tengas mucha suerte. Y recuerda que el profesorado confiará en tu profesionalidad en la medida en la que sienta tu labor de acompañamiento y asesoramiento en la formación de forma efectiva y responsable.
 

16 comentarios:

Javier Álvarez dijo...

Maestra, ¿eso entra en el control?

Pilar Torres dijo...

Para ti no, Javier. Tu ya estás aprobado. Pero recuerda, arrieros somos y en el camino nos encontraremos. Un abrazo, compa

Antonio Roldán dijo...

Aunque sabíamos que esta entrada en el blog iba a llegar, no nos lo queríamos creer. Pero aquí está. Por mi parte, sólo darte las gracias una vez más, por este blog que vamos a echar mucho de menos, y por todas las inquietudes compartidas. Antes de irte al CEP ya disfrutamos de tu profesionalidad en las aulas, y ahora lo van a hacer los compañeros de tu nuevo centro.
Un fuerte abrazo y hasta la próxima.

Pilar Torres dijo...

Gracias, Antonio.
Para el CEP ha sido imprescindible tu presencia como formador. Para mi un lujo contar contigo y un orgullo tenerte además de compañero, de amigo.
Y no te preocupes, el blog no desaparecerá. Éste me acompaña allá donde vaya y en lo que continúe haciendo en la enseñanza.
Deseo que siga siendo útil.
Un abrazo fuerte y gracias por tu cariño.
Pilar

Joaquín Sánchez dijo...

Hola, Pilar
Ha sido un lujo tenerte como asesora, creo que no he ahorrado ocasiones en que he podido expresarlo; y aunque te echaremos de menos, estoy completamente de acuerdo en que los cargos no pueden eternizarse, si realmente nos gusta nuestra profesión, y es algo que también se pueden aplicar los liberados sindicales, los que ocupan puestos en la administración, etc. Ánimo en tu nueva etapa y espero que sigamos en contacto a través de las redes profesionales y otras. Un abrazo.

ester dijo...

Pilar, me ha encantado!!! A medida que iba leyendo sentía como si me estuvieses hablando, como tantas veces hemos hecho a lo largo del tiempo que llevamos conociéndonos. Es un lujo y un placer escucharte, leerte... tenerte como compañera de fatigas, de alegrías, de trabajo, de ilusiones... como amiga. Por ti estoy envuelta en esta nueva aventura personal, y a ti dedicaré, si llego a formar parte de la "familia del CEP", el esfuerzo y el resultado de este reto, en el que espero y deseo estar a la altura. Tengo un buen y gran modelo para poder inspirarme, querida amiga. Suerte siempre y que yo lo vea.

Pilar Torres dijo...

Gracias Joaquín por tu mensaje y tu expresión abierta y sincera.
Esta no va a ser la última entrada del blog como asesora pero os doy las gracias a todos por vuestros afectuosos mensajes que estoy recibiendo a través del blog, redes sociales y correo.
Aún queda la memoria final y mis planes para este blog.
Sin duda que seguiremos en contacto y encontrándonos real y virtualmente.
Un abrazo,
Pilar.

juan dijo...

Qué suerte tienen los profesores y alumnos del Ángel de Saavedra.Allá va una profesional como la copa de un pino.Gracias Pilar por estos años de formación. Tan solo lamento no haberte conocido antes porque más enriquecedora hubiese sido la experiencia. Aparte de tu buen hacer en el CEP, eres una magnífica persona.Te mereces todo lo bueno que te ocurra.Una vez más, GRACIAS.

lucciagray.com dijo...

Bonita carta con buenos consejos. Te deseo mucha suerte en el Saavedra. Un abrazo ♥♥♥

lucciagray.com dijo...

Bonita carta con buenos consejos. Te deseo mucha suerte en el Saavedra. Un abrazo ♥

Pilar Torres dijo...

Gracias Juan. Es una gran satisfacción leer tu comentario así como todos los mensajes que estoy recibiendo estos días.
Aunque nuestro "descubrimiento" mutuo haya sido en los últimos años de la asesoría, nos seguiremos encontrando, ahora, a pie de aula.
Un abrazo,
Pilar

Pilar Torres dijo...

Muchas gracias, Lucy. Siguiendo tu pista voy! Un abrazo
Pilar

Pilar Torres dijo...

Mi querida amiga y compañera Ester,
Me alegra muchísimo que hayas tomado la iniciativa de presentar tu proyecto de asesoría.
Tienes mucho que aportar al CEP.
Ánimo y suerte.
Un abrazo,
Pilar

Juana Gallego dijo...

Ahora admiro una cosa más de ti: la falta de apego nocivo al cargo y la ausencia de alergia a la tiza. Como bien dices, pueden llegar a fosilizar lo que deberia seguir vivo: la pasion por enseñar. Sabia decisión. Disfrútala. Gracias por tu labor.

Laura Meseguer dijo...

Querida Pilar:
Lo primero agradecerte tu trabajo como asesora, siempre disponible, siempre atenta y siempre dispuesta a solucionarnos (a la mayor brevedad posible) todas nuestras dudas. He tenido la gran suerte de conocerte y compartir trabajos y experiencias enriquecedoras. Sé que te va a ir fenomenal en tu nueva etapa como profesora, pues eres una gran docente, seria y profesional, y ahora llevas tu mochila cargada de experiencia asesora. Te deseo lo mejor.

Pilar Torres dijo...

Gracias Juana y Laura. De vosotras también he aprendido mucho y no sólo Inglés ;))